dilluns, 20 d’octubre de 2008

METRICA MOVIE: MOJON N3



Estirado en el sofá, en calzoncillos y camiseta blanca de tirantes, Stallone escuchaba el Mercy Mercy me cantado por Robert Palmer, mientras la botella de whisky se llenaba de aire y el vaso repleto, fundía las piezas de hielo.



Escribía su biografía en los cartones que fortalecen los primeros números de los fascículos por entregas del kiosco de la cuarta con la sexta. Algo así:

"No es problema no saber boxear, ni disparar, ni tan siquiera recordar que sólo recuerdo lo que no puedo recordar, lo que escupí por la metralleta o en los ganchos soltados de abajo arriba hacia el mentón del espejo.
En mi existencia cotidiana no aprecio más que las tiritas del botox en mi cara, dibujando la misma mueca insulsa que me imita. No soy más que un hijo adoptado de la metafísica del dinero.
Y recordando lo que olvido, aquello de que si no me he casado es porque las mejores chicas siempre están cogidas, el hecho es que si no me casé, fue por olvido.
Y el caso está cerrado e Ivan Drago en la lona y los charlis están muertos. Gracias a mi, nadie está por encima de la ley"


Tots els continguts d´ aquest bloc, excepte on està especificat, són creació i propietat de © Jordi Roldán 2007-2012.