dissabte, 18 d’octubre de 2008

MPR 2.1


Debajo de la farola, Sara miraba la pizarra del menú como si fuera el eje de su discurso. Después fue al coche a coger la cartera y Luis se quedó pensando en cada cuánto rescribirían las raciones y el precio con la tiza, si seguirían el mismo ciclo de un glóbulo rojo que muere cada 28 días. Luego entró al bar y pidió una copa de vino y el primero y el segundo y pagó.
En el periódico, unos científicos japoneses anunciaban el descubrimiento de que la intemperie erosiona incluso hasta el recuerdo.

Tots els continguts d´ aquest bloc, excepte on està especificat, són creació i propietat de © Jordi Roldán 2007-2012.